Radio HD

miércoles, 9 de noviembre de 2016

Pablo Y Timoteo


EL JOVEN que ves aquí con el apóstol Pablo es Timoteo. Timoteo vive con su familia en Listra. Su madre se llama Eunice y su abuela Loida.
Esta es la tercera vez que Pablo ha visitado a Listra. Hace como un año Pablo y Bernabé estuvieron aquí por primera vez, predicando. Ahora Pablo ha vuelto con su amigo Silas.
¿Sabes lo que Pablo le dice a Timoteo? ‘¿Te gustaría venir con Silas y conmigo?’ pregunta. ‘Podrías ayudarnos a predicar a la gente en lugares lejanos.’
‘Sí,’ contesta Timoteo, ‘me gustaría ir.’ Por eso, poco después Timoteo deja a su familia y se va con Pablo y Silas. Pero antes de que aprendamos algo acerca de su viaje, veamos qué le ha estado pasando a Pablo. Ya han pasado 17 años desde que Jesús se le apareció en el camino a Damasco.
¡Recuerda, Pablo vino a Damasco para causar daño a los discípulos de Jesús, pero ahora él mismo es discípulo! Más tarde, unos enemigos buscan matar a Pablo, pero los discípulos le ayudan a escapar. En un cesto, lo bajan por el muro de la ciudad y así lo ponen fuera.
Después, Pablo pasa a Antioquía para predicar. Aquí por primera vez se llama cristianos a los discípulos. Luego Pablo y Bernabé son enviados en un viaje desde Antioquía para predicar en países lejanos. Una de las ciudades que visitan es Listra, donde vive Timoteo.
Ahora, más o menos un año después, Pablo ha vuelto a Listra en un segundo viaje. Cuando Timoteo sale con Pablo y Silas, ¿sabes a dónde van? Mira el mapa, y aprendamos.



Primero, van a Iconio, que está cerca, entonces a una segunda ciudad llamada Antioquía. Después viajan a Troas, entonces pasan a Filipos, Tesalónica y Berea. ¿Ves a Atenas en el mapa? Pablo predica allí. Después, pasan año y medio predicando en Corinto. Finalmente se detienen por poco tiempo en Éfeso. Entonces regresan por barco a Cesarea, y suben a Antioquía, donde Pablo se aloja.
Así que Timoteo viaja cientos y cientos de kilómetros ayudando a Pablo a predicar las “buenas nuevas” y empezar muchas congregaciones. Cuando tú crezcas, ¿serás siervo fiel de Dios como Timoteo?